SI NO PLANIFICO, ¿QUÉ PLANIFICO?

Diego SosaArco Iris Financiero, autoayuda, autoestima, automotivación, calidad de vida, crecimiento, dinero, FQ (Inteligencia Financiera), motivacion, planificación0 Comments

Cuando no planificamos, estamos planificando el desastre. Muchas veces nos salen bien las cosas sin un plan, pero cuando salen mal, puede estar seguro de que en gran parte es por no tener un plan. Si siempre tenemos uno, puede estar seguro que las cosas nos saldrán mejor.
Enero es el mejor mes para planificar… ya pasó la corredera de diciembre, así que podemos tomarnos con calma la planificación del año, ella debe de comenzar en febrero y terminar el próximo enero.
Para planificar algo lo primero que tenemos que tomar en cuenta es el objetivo, ¿Qué perseguimos? Eso tiene que quedar cristalizado en nuestra mente, tiene que quedarnos claro lo que queremos y las posibilidades existentes para llegar a él.
Tenemos que ser realistas, podemos desear un avión, pero la posibilidades de comprarlo en este año pueden ser pocas, así que no planifiquemos lo imposible. Es necesario que pongamos en una balanza nuestras fortalezas y nuestras debilidades. Sea sincero con usted, no se ponga mucho demás, pero de ninguna manera tampoco se ponga de menos.
Haga un plan mensual de los pasos a dar para poder llegar al objetivo planteado, es muy necesario que planifique paso a paso, recuerde que todo viaje de cien kilómetros comienza con un paso, y que también termina con un paso. Describa que hará en cada mes, y léalo antes de que comience el mismo. Así mismo controle lo que hizo el mes anterior. Lo que no concretizó tendrá que reprogramarlo si quiere llegar a sus objetivos.
No siempre se logrará lo que nos planificamos, pero para llegar a la meta tenemos que hacer los deberes, así que cada mes se debe revisar el plan de acción para corregir y conseguir.
Su objetivo debe de ser elevado al grado de pasión, debe verlo con anhelo, será lo que perseguirá y por eso lo conseguirá. No piense en lo que no puede, todo lo contrario, piense en “cómo puede”. Los problemas existen, pero lo que hacen los buenos es pensar en las soluciones una vez encontrado el escollo.
Recuerde que un problema es algo que tiene un grado de dificultad para el que lo ve, pero que cuando se tiene la solución ya no es problema. Entonces muchas veces necesitamos ayuda externa, ayuda de alguien que no lo ve como problema ya que para él es algo natural. No dude en conseguir ayuda.
“Creer es poder”, así que crea en lo que se plantea, piense “es posible” y lo será, no sólo quiera… “crea”.
Por último le diré la mala noticia, que malo soy… Muchas personas le dirán que no se puede, muchos tratarán de convencerlo de que no es posible. No deje de escucharlos, pero pregunte el porqué creen eso, entonces usted podrá encontrar la respuesta de si es posible o no, no trate de convencerlos, recuerde que el importante es usted, sólo usted tiene que estar convencido.
Una vez tenga todo claro y su plan esté en marcha, encontrará obstáculos imprevistos, tendrá caídas y podrá desmotivarse, pero si usted creyó en que es posible, entonces sea perseverante sin llegar a obsesionarse. Si se cayó, párese y siga.
Les deseo un gran año, bien planificado y con muchas metas, lo comentamos el próximo enero.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *