Tías ejecutivas sin hijos: Las PANK

Diego SosaUncategorized2 Comments

Tías ejecutiva sin hijos

Tías ejecutivas sin hijos son cada día más frecuentes. Adoran a esos sobrinos que le dan lo que sus padres no le quieren dar y ellas le darían a sus hijos, supuestamente.

El no tener hijos no está impidiendo que algunas personas gasten en chiquillos, sino todo lo contrario.

Las tías ejecutivas sin hijos son un fenómeno que cada día se ve más. Por diversas razones algunas damas que hacen carrera no procrean. Los deseos de ser amadas por algún minipersonaje adorado lleva a un comportamiento interesante.

Desde hace unos años acumulo consultorías de damas que ganan bien, no tienen hijos, en ocasiones tampoco pareja, y sin embargo no consiguen acumular capital para vivir mejor o sin sobresaltos… o terminan endeudadas. El factor común ha sido muy interesante de encontrar.

No hace mucho me encontré un programa radial en el que analizaban el tema, no sabía que era ya tan conocido. En El mismo golpe con Jochy el elenco y los radioyentes se explayaron al respecto de una manera chistosa y preocupante. El conductor del programa, Jochy Santos, inició explicando que es un término ya acuñado en los Estados Unidos:

PANK (Professional Aunt No Kids), tías profesionales sin hijos.

Quizá todos hemos tenido una tía de la que fuimos su favorito… creo que lo fui (y quizá aún lo soy) para mi tía Margarita. ¿Y usted, tiene la suya? La mía ahora tiene hijas, quizá por eso y por ser el sobrino mayor he contado con su cariño especial.

Hoy las tías que han tenido carreras y han progresado se ven motivadas a darle un cariño especial a esos sobrinos queridos. Sin tener gastos en hijos inicia una situación interesante, no tienen que pagar los gastos prioritarios, sino ya son gustos… y mientras más gana la tía, más especiales son esos gustos.

–¿No sé por qué no puedo ahorrar? –Me expresó una asistente a un seminario de inteligencia financiera. Su jefa y amiga a su lado la miró fijamente tomando distancia. –Piensa en todos los regalos a tus sobrinos, viajes, etc. –Le dijo muy segura.

¿Es bueno siempre complacer?

Querer agradar es algo muy bueno, la cuestión es poder encontrar el equilibrio. No es ser tacaños, pero tampoco podemos quedarnos sin futuro, terminamos endeudados. ¿Cree que esos sobrinos le mantendrán cuando llegue el día del retiro y la pensión no alcance?

Muchas veces estas tías viven con sus padres, por todos lados tienen menos gastos… pero no construyen el capital para tener su seguridad segura. Ni siquiera su propia vivienda tienen. Luego ayudan en la casa de los padres. A su partida la vivienda hay que repartirla entre todos los hermanos y ni un techo tenderá.

La tía solterona pasó a ser la tía chévere. Acompaña y consiente a los sobrinos. Es la que hace lo necesario para que el permiso sea otorgado, ya sea porque convence a la madre de la criatura, o porque la acompaña, la lleva y la trae. Si a esto le anexamos que para la fiesta hará falta un vestido o unos zapatos…

Tengo una amiga que era un sobrino el agraciado. No había problema que él entrara en el que ella no se viera involucrada. Incluyendo buenas cantidades de dinero.

No es tan fácil tomar la decisión de crear nuestro propio futuro financiero después de estar en ese carril. Solo con disciplina y sistema lo podemos lograr, como enseño por extenso en mi libro Arco Iris Financiero. Ahorro automático, por ejemplo, sería una solución.

 

FRASE DE LA SEMANA

“Si para ser amado tengo que sacrificar mi seguridad financiera, debo poner como prioridad amarme también a mí”

Diego A. Sosa
Consultor, Conferencista, Escritor y Coach

2 Comments on “Tías ejecutivas sin hijos: Las PANK”

  1. Realmente, lo de las tías es muy cierto, luego los sobrinos hacen su vida de adultos y ni tiempo tienen para visitar la tía , al morir se oye , que andan buena que era

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *